0
Votos
Nota Aburrida
Nota Interesante
“Voy a revertir el secuestro”: Graco Ramírez

El gobernador de Morelos, Graco Ramírez, intenta capotear la peor crisis política y social que haya vivido en 18 meses de gestión.
sábado, 29 de marzo de 2014
Por: Mayolo López y Héctor Raúl González Agencia Reforma
Comparte esto en Facebook
Comparte esto en Twitter
Comparte esto en Digg
Enlarge Font
Decrease Font
El gobernador de Morelos, Graco Ramírez, intenta capotear la peor crisis política y social que haya vivido en 18 meses de gestión.

Con un caso por día, el repunte del secuestro a finales de 2013 lo “traía loco”. Ahora que puede presentar indicadores a la baja de ese delito, reconoce que en Morelos la gente vive con “psicosis”. En ese trance, el mandatario enfrenta un clamor, para él inducido, que reclama su renuncia al cargo por la violencia que respiran los moreleneses.

Ramírez se dice víctima de una “venganza política” orquestada por el exgobernador Jorge Carrillo Olea, que en la semana dio la cara para sostener que la violencia ha empeorado en Morelos.

En la jerga cotidiana del gobernador afloran “drones”, “cuarteles”, “cámaras de seguridad”; sin embargo, en entrevista sostiene que él no alentará un “estado policiaco”.

Por lo pronto, se apresta a revelar, el lunes próximo, las entrañas del robo que en Cuernavaca sufrieron comensales a manos de delincuentes embozados en el restaurante El Secreto, que huyeron a bordo de motocicletas.

“El secuestro no era relevante en términos de lo que estaba ocurriendo en Morelos, porque esa actividad había bajado y eso me traía loco: ¿cómo le vamos a hacer? Parece que nos están haciendo una estadística diaria”, relata el gobernador.

“Después del arreglo que tienen (los exgobernadores) Sergio Estrada Cajigal y Marco Adame con (Arturo) Beltrán Leyva -y la evidencia es que (Luis Ángel) Cabeza de Vaca era el secretario de Seguridad Pública de Sergio y continuó con Adame-, ¿por qué no se veían delitos del fuero común? Porque el acuerdo era: ‘yo te controlo el fuero común: tú déjame a mí la actividad principal’: ‘yo le meto la lana a los muchachos, los pongo a mi servicio para que no anden asaltando en rutas, los meto a mi nómina?

“Y entonces todo este fenómeno nos sorprende. ¿Qué está pasando? ¿Por qué tanto secuestro? Secuestro, secuestro, secuestro. ¿Qué está pasando, si vamos bien? Pues los muchachos se quedan sin dinero para el narcomenudeo, no venden la droga y empiezan a hacer pequeñas banditas entre ellos. Se ajustan entre ellos, y una parte de la policía que también estaba beneficiada de esto los pone a trabajar”.

- El martes habrá una manifestación para protestar por la violencia. Si pudiera asomarse al balcón, ¿qué le diría a la gente?

Que tienen razón en que quisiéramos tener los resultados que merecen tener, pero que no expresa el ánimo que hay en el estado de Morelos, porque la crisis de inseguridad se ha agudizado en Cuernavaca y no es todo Morelos. (Pero advertimos) que la exigencia de la renuncia es una consigna política revanchista.

- ¿Puede dar la cara?

Claro, siempre la he dado. Yo la doy siempre pero no caigo en las trampas políticas que quieren hacer estos personajes de que porque yo estoy 18 meses me tengo que ir porque no he logrado resultados. No, señor: sí lo estoy logrando, esto es un proceso y lo voy a lograr...

 

Opina sobre este artículo

Nombre   Email  
Título
Opinion