Home / Retrasos y retrasos

Retrasos y retrasos

 

Los Pumas andaban muuuy apurados porque la plantilla se reportara a tiempo para no pasar por los sinsabores del semestre pasado, que a la postre seguramente algo tuvieron que ver para que el equipo terminara último del Apertura.
En el torneo pasado, Mauro Formica reportó tarde, lo mismo que Nico Castillo y Marcelo Díaz, por esta vez era prioridad tener a todo el equipo en tiempo y forma para la pretemporada que comenzó en las primeras semanas de diciembre.
Sin embargo, tuvieron la mala fortuna de que Pachuca llegó a la final de la Copa MX por lo que Rayados, el equipo de Luis Fuentes, no desocupó al zaguero sino apenas a dos semanas de arrancar el siguiente certamen.
Peeero lo realmente triste fue que su fichaje bomba, Raúl Gudiño, quien está borrado con el APOEL Nicosia pero aún así lo retienen allá, ya hasta anda de vacaciones por Dubai aprovechando el parón invernal de la Liga de Chipre.
Así que, en dado caso de que se destraben las negociaciones, habría que esperar a que el canterano de Chivas termine su paseo para que empiece a pelear por el puesto con los universitarios.
Si así inició su Clausura 2018, no quiero imaginar en que lo va a terminar Pumas.

SUSPIRAN POR URIBE
Los que se morían por fichar a Fernando Uribe, delantero del Toluca, eran los Tuzos del Pachuca, pero no lo consiguieron.
Me enteré de que el club hidalguense buscó a toda costa hacerse de los servicios del atacante colombiano, que en este 2017 hizo 13 goles en la Liga MX, pero no logró convencer a los Diablos Rojos.
Los Tuzos querían firmar al goleador escarlata luego de que la responsabilidad goleadora recayó en un jugador como Víctor Guzmán, y no en refuerzos como Edson Puch o Ángelo Sagal.
Sin embargo, el Pachuca no llegó al precio ni a los intereses tanto del Toluca como del delantero, que veía gustoso una eventual salida.
Además, el club rojo no quiso soltar a su mejor goleador de los últimos tiempos.

GANA EN AMISTAD
Recuerdo que cuando Alejandro Faurlín llegó a Cruz Azul a mitad de año, era mucha su ilusión por ganarse un lugar en el club, algo que hizo en cierto modo.
El mediocampista jugó poco en este semestre, pero si algo consiguió fue la amistad de Christian Giménez y Gabriel Peñalba, quienes lo adoptaron como a un hijo, al grado de pasar la Navidad con él y con otros colegas argentinos, como el puma y ex cementero Mauro Formica.
El problema es que la felicidad fue pasajera, dado que, al no entrar en planes del equipo, Faurlín tendrá que buscar otros horizontes y todo indica que será fuera de México.
Más le vale haber aprovechado estos días de asueto para divertirse a lo grande, dado que tendrá que empezar de nuevo.

Lee también

Regresa a trabajar luego de su accidente

George Clooney ya volvió a trabajar tras su accidente en motocicleta, informó  E! News. El …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.