Chi-var

Sí, ahora la raza ya les dice: Chi-var.

Todos, o al menos la gran mayoría, estamos de acuerdo con que haya VAR. Yooo soy un defensor del VAR. Yooo aplaudo al VAR, porque en la gran mayoría de las veces corrige partidos y hace que estos sean mucho más justos.

Pero lo de anoche sí fue un robo para el Toluca. El balón sí rebasó la línea. El balón sí entró a la portería… pero el VAR nooo dio por bueno el gol que era el empate de los Diablos en Guadalajara.

Cuando terminó el partido acudí a un Judas Satánico, pero no pude obtener mucha información extra.

Como lo que me gusta es informarles, acudí a otro Judas Belzebulesco, y él me contó que la directiva, pero sobre todo el DT Hernán Cristante, estaban verdaderamente que se los llevaba el Diablo.

Y ni cómo negarlo, tras oír lo que declaró el timonel.

«El VAR va a ayudar siempre a los más grandes. Alguien arriba dio la indicación de que no era gol.

«Si mi abuela tuviera testículos sería mi abuelo. El hubiera no existe. El VAR es un manejo. Desde que se empezó a instaurar lo dije: Va a ayudar a los equipos grandes. El VAR no sirve».

Luego de leer las declaraciones del DT Satánico, le llamé a Judas Federativo, porque me gusta ir más allá.

Le leí lo que Cristante declaró en contra de la Liga, digo, por lo del VAR, y me contestó:

«No creo, casi seguro, que le vayan a hacer algo a Hernán. No se le va a castigar por las declaraciones, pues la verdad sí era gol. No entiendo cómo no se dio por bueno».

Tóóómala. Tal cual me dijo mi Judas de la FMF, que tiene sus oficinas allá en Toluca.

Hoy seguiré con la novela.

 

LO MANDAN APARTE

Y de ahí me voy hasta Pachuca. También hice mis llamadas, (llamadas, con ll) y me enteré cómo estuvo el cese.

Muchas veces la decisión de despedir a un DT pasa por muchas horas de análisis y algunas «advertencias» disfrazadas de ratificaciones, pero la situación de Pako Ayestarán era algo más parecido a la crónica de un despido anunciado.

Claro que no fue una minucia que el América le clavara tres goles a los Tuzos, o que incluso la directiva hidalguense entrara en colera en su palco cuando se enteró que Edwin Cardona, Edwin Hernández, Ismael Sosa y Angelo Sagal iniciarían el duelo ante las Águilas en la banca nomás porque sí.

El problema de Ayestarán venía desde antes de que arrancara la pretemporada de los Tuzos de cara al Clausura 2019, porque el español ya había perdido la confianza de todos sus jugadores, sin excepción alguna. El único que lo respaldó, como ustedes ya lo saben, fue el presi Jesús Martínez Patiño.

Pero lo que terminó por colmarle la paciencia a toda la cúpula tuza, como les comenté, no fue la goleada, sino que ya con el 3-0 al señor Ayestarán se le ocurriera la maravillosa idea de sacar a Stiven Barreiro para meter a Sosa, es decir, un defensa por un delantero, cuando el América los tenía de rodillas en su propia área.

Por eso fue que Pako perdió su trabajo desde el minuto 71′, al mandar ese maldito cambio.

Y créanme que la directiva Pachuca no hizo aspavientos, no le gritaron a nadie, simplemente bajaron al vestidor del Estadio Azteca para darle las gracias al español y pedirle al auxiliar Óscar Torres que saliera a cumplir con el protocolo de la conferencia de prensa.

Incluso hasta se dieron el lujo de pedir una camioneta particular, y con chofer, para que llevara a Ayestarán a Pachuca, porque con el equipo nomás ya no iba a volver.

«Ya no es más técnico, aguántame porque ya estamos redactando el comunicado, pero ya está decidido», me dijo mi Judas Tuzo, bastante sereno y apenas unos minutos después del pitazo final.

Nadie le lloró al español.

 

Y APUNTAN A…

Otra vez a darle vuelta a la ruleta de técnicos.

En el futbol mexicano no se cansan de darle vuelta al miiismo grupo de entrenadores, que en muchas ocasiones ya ni les entregan resultados.

En lugar de ir a buscar en las divisiones menores o en lo que tienen en casa, les encanta ir a otros países para traer a alguien que les van a llenar el oído, pero no conoce nada del futbol nacional y mucho menos de la manera en que se conduce el jugador mexicano.

Ahí está el caso de Pachuca, que está a punto se escuchar otra vez el canto de la sirenas del promotor que maneja a Víctor Manuel Vucetich. No es que Vuce ande llamando, no, pero sí su promotor, que estaría hoy metiendo su nombre en la oficina de Jesús Martínez.

Me cuenta mi Judas Tuzo que también andan buscando en Argentina. Dios nos agarre confesados, que tan mal se trabaja en el balompié nacional para no ver que acá hay gente que incluso hasta se prepara por su cuenta.

Ahí está José Guadalupe Cruz, que es un hombre honesto, que trabaja bien en sus equipos y cuyo único pecado fue la grilla que le metieron en el Atlas, y que provenía del mismo hombre que causó el cese de Robert Dante Siboldi.

El ex timonel de Alebrijes, Ricardo Rayas, viajó ayer por la noche a España para reunirse con los técnicos del Sevilla y del Betis para seguir sus entrenamientos y procesos de trabajo, obvio todo pagado por él.

¿Quién sigue en el carrusel Tuzo?

 

 

San Cadilla

Lee también

Liverpool, imparable renovado

Un doblete del senegalés Sadio Mané permitió ayer al Liverpool continuar su camino inmaculado al …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Alert:Nuestro contenido esta protegido !!