Inicio / La Copa / Cuestión de suerte

Cuestión de suerte

Históricamente, Pachuca ha acostumbrado a su afición a gestas y regresos heroicos en momentos en los que todo parece perdido.

Los Tuzos aspiran a una nueva hazaña para clasificar este fin de semana, en su duelo ante Pumas, pues no todo está en sus manos: dependen de que Monterrey y Tijuana no le ganen a Atlas y León, respectivamente.

Los antecedentes en escenarios similares abren la esperanza para alcanzar el “milagro”, ya que en cinco de 10 ocasiones se les dio el boleto.

La primera vez que tuvieron la fortuna de su lado fue en el Verano 2001, en el último certamen al mando de Javier Aguirre, cuando vencieron 2-1 a Santos Laguna y obtuvieron uno de los dos lugares disponibles.

El equipo llegó a la final; sin embargo, perdió el título en la Comarca Lagunera ante el rival que alcanzó el pase a la fiesta grande.

Pasaron 10 años para que nuevamente dejara su futuro en vilo. En el Apertura 2011, visitó a Chivas con la obligación de ganar y empató 2-2; al final, una igualada de Pumas en CU les dio el pase a la fiesta grande, aunque cayeron en los cuartos de final ante Tigres.

Quizá la más recordada es la del Clausura 2014, cuando iban a La Corregidora por la victoria; no obstante, hasta el minuto 70 caían 3-0 a manos de los Gallos Blancos. Los hidalguenses, en 20 minutos, dieron vuelta 4-3; además, esa misma noche firmaron su contraseña a la fase final con un triunfo de León sobre Tijuana.

Ambos clubes de Grupo Pachuca se enfrentaron en la final, cuyo título quedó en manos los esmeraldas.

Al siguiente semestre, en el último del campeonato de la segunda etapa de Enrique Meza, el cuadro minero dependía de sí mismo e hizo la tarea en casa, pues venció a Veracruz por la mínima diferencia, pero nuevamente cayó en los cuartos de final a manos de los felinos, aunque el marcador fue un 2-2 global, que favoreció a la UANL por su mejor posición en la tabla.

Para el Clausura 2015, en el primer torneo de Diego Alonso, el Pachuca llegó con vida y avanzó al vencer 2-1 al Tibu; en esta ocasión el duelo se celebró en el puerto. Aquel semestre requería de al menos cuatro de seis combinaciones, de las cuales se dieron cinco. En la liguilla, alcanzaron las semifinales.

En tanto, el primer sabor amargo que experimentaron los Tuzos fue en el Verano 1999: hicieron su labor al vencer a Santos, pero Morelia, con un triunfo, los dejó fuera.

En el Apertura 2009, un empate con Tigres en la última fecha los eliminó; aún existían los grupos y pese a que se ubicaban en el octavo puesto, su posición en su sector no les permitió avanzar.

Para el Clausura 2017, los hidalguenses visitaron el Azteca y vencieron a su cliente distinguido: el América; no obstante, Morelia, que luchaba por no descender, hizo lo propio al 94’ ante Monterrey, con lo que les quitó la posibilidad de clasificar.

En el Clausura 2018, en el último torneo al mando de Diego Alonso, Pachuca no pasó del empate ante Atlas y se quedó sin boleto, pese a que las combinaciones se dieron para que avanzara.

La última vez que se quedó con las ganas fue hace un año, en el Apertura 2018, con un triunfo sobre la Fiera, el hermano menor; tenían para avanzar, pero ambos igualaron 1-1 en el estadio Hidalgo, con lo que se concretó uno de los peores fracasos del club, pues por primera vez en su historia hilaron cuatro torneos sin liguilla.

Alejandro Velázquez I Pachuca

Lee también

Harán carrera Carcachas de Huamantla en autódromo de Epazoyucan

Harán carrera Carcachas de Huamantla en autódromo de Epazoyucan

El director de Turismo Deportivo en el estado, Juan Manuel Lugo Aguirre, presentó la carrera …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Alert:Nuestro contenido esta protegido !!