Inicio / Destacado / Detenido murió por golpes de la policía de Huasca, acusan
Detenido murió por golpes de la policía de Huasca, acusan
Detenido murió por golpes de la policía de Huasca, acusan

Detenido murió por golpes de la policía de Huasca, acusan

Un hombre de 49 años de edad murió afuera de la comandancia de Huasca de Ocampo la madrugada del pasado domingo después de ser detenido al tratar de liberar a su hijo de 16 años, quien fue aprehendido por policías municipales por, supuestamente, portar un arma de fuego.

En el reporte policiaco del 19 de mayo, el comandante en turno, Gaudencio López Mayorga, informó que el deceso del detenido se debió a un posible infarto; sin embargo, la necropsia elaborada por personal de la Procuraduría General de Justicia de Hidalgo (PGJH) arrojó que el sujeto murió por un golpe en la cabeza.

De acuerdo con el informe elaborado por el perito médico legista de la fiscalía, que los familiares de la víctima proporcionaron a Criterio, la causa de muerte de Gerardo Pérez Morales es luxación occipitoatloidea secundaria a traumatismo craneoencefálico.

El parte escrito por los agentes municipales señala que, al resguardar la feria patronal de Aguacatitla, localidad de Huasca, se detuvo a una persona de género masculino que portaba un arma de fuego: un joven de 16 años, hijo del occiso.

También te puede interesar: La trucha de Huasca, como venga

En el reporte se menciona que, al hacer el aseguramiento y proceder con el traslado en la unidad 471, otra persona de género masculino —Pérez Morales— pidió que se lo llevaran detenido a cambio de que dejaran libre a su vástago, por lo cual, fue asegurado por dos elementos de la policía estatal y agentes de apoyo de Omitlán, Acatlán y Huasca.

El documento añade que, al llegar a las instalaciones de la Dirección de Seguridad Pública, el hombre iba inconsciente, por lo cual inmediatamente fue trasladado al Hospital General de Tulancingo, donde minutos más tarde perdió la vida por posible infarto.

Por el deceso, la familia inició la carpeta de investigación 12-2019-07216 ante el agente del Ministerio Público que está en el nosocomio.

Yamileth Pérez Escorza, hija del occiso, afirmó que su padre iba lastimado al llegar a la comandancia de Huasca: golpeado del rostro, sangrando de la cabeza y nariz y con la camisa rota.

Agregó que el reporte de la procuraduría no precisa con qué le pegaron a su padre, pero aseveró que el legista les dijo que, posiblemente, fue con un arma de fuego.

Criterio solicitó la versión de la Dirección de Seguridad Pública de Huasca, pero ayer la corporación permaneció cerrada.

Nathali González

Huasca de Ocampo

También te puede interesar:

Arrancan clases en universidad del Bienestar de Huasca

Lee también

¿Buscas chamba? Realizarán feria del empleo en Mineral de la Reforma

Este miércoles 19 de junio se llevará a cabo la Feria de Empleo 2019 en …

Un comentarios

  1. Hay policías que si saben hacer bien su trabajo, nadamás actúan a lo pendejo, y cuando de verdad deberían actuar se quedan de brazos cruzados, y que la familia tenga cuidado por qué son tan desgraciados que luego aumentan cargos para deslindarse, y no quedar tan mal, así nos pasó una ocasión, igual abuso de autoridad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Alert:Nuestro contenido esta protegido !!