Pareja perfecta - Criterio Hidalgo

Inicio / Suplementos / Bon Appétit / Pareja perfecta

Pareja perfecta

Vinos, licores, destilados y fermentados complementan las notas de diversas especialidades panaderas.

 

Pan de muerto

+ Passito di pantelleria

Todo un clásico que visita las panaderías, incluso antes de su temporada regular, tradicionalmente entre octubre y noviembre.

Hecho con ingredientes muy sencillos, y que en su receta original incluye esencia de azahar, este pan seguramente ha sido degustado casi por todos los mexicanos.

La recomendación es acompañarlo con un vino de Italia, producido en una isla frente a Sicilia,  llamado Passito di Pantelleria.

Su carácter aromático, obtenido a partir del secado de sus uvas Moscatel, presenta un nivel considerable de azúcar residual, además de un frescor que equilibra sus notas.

Pan de Götland

+ Stout

Este pan, elaborado con centeno, es muy popular en la isla sueca de Götland. Es un pan crujiente que se lleva al punto casi de carbonizarlo, pero que conserva su jugosidad, por más raro que se escuche este término al referirnos a un pan, y que se complementa con cortezas de naranja amarga.

El maridaje de este pan sería una cerveza Samuel Adam’s Cream Stout, hecha con un estilo nacido en Inglaterra a principios del siglo XX. Es una cerveza muy oscura, dulce, con cuerpo y ligeramente tostada que puede sugerir aromas de café. Sus notas complementan adecuadamente las del pan.

Focaccia

+ Chianti

Es un pan muy versátil, originario de Italia, bañado normalmente en aceite de oliva y muy utilizado en sus diferentes versiones.

La versión o estilo Bari, pide que la masa con que se elabora sea de trigo, para que tenga la misma consistencia de la pasta, y normalmente se acompaña con jitomates deshidratados y aceitunas.

Para este pan recomiendo un Chianti Classico de Fontodi, vino que acompañará esas delicadas notas de jitomate con suficiente cuerpo, pero no demasiado, complementando con su suave tanino la textura de una focaccia crujiente y llena de tradición.

Stollen

+ Ice cider

Nacido en Dresde, Alemania, en el siglo XIV, este pan se sirve normalmente en Navidad, por lo que también se le conoce como christstollen.

Cuenta con Denominación de Origen y tiene diferentes versiones, algunas con almendras, otras con todo tipo de frutos secos, mazapán e incluso de semillas de amapola.

Su maridaje ideal es un Ice Cider canadiense.

Es parecida al vino de hielo solo que, en lugar de uvas, se usan manzanas congeladas.

Esta sidra, muy espumosa y agradable, acompaña lo dulce del pan, refresca con su burbuja y complementa en nariz las notas de manzana y perón con los frutos secos del pan.

 

 

Manuel Negrete I Agencia Reforma

 

 

Manuel Negrete, autor del texto, es sommelier de Grupo Gemaric. Economista de profesión, su gran pasión es el vino y actualmente ostenta el título de Master of Champagne

Lee también

Menú Semanal

Ensalada de jitomates 4 porciones / 20 minutos / sencillo Ingredientes – 2 jitomates bola …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Alert: Content is protected !!