El Botas, un ejemplo de vida

Pachuca, HGO.

Dic 13, 2017

A Criterio de

El Botas, un ejemplo de vida

Sin duda, el tema de las últimas semanas fue el accidente de trabajo que tuvo el pugilista hidalguense Mauricio Vargas Villarreal.

Sin duda, el tema de las últimas semanas fue el accidente de trabajo que tuvo el pugilista hidalguense Mauricio Vargas Villarreal, El Botas, después de ser arrollado por una máquina pesada, que le costó la pérdida de una pierna.
La noticia causó mucha expectación, entre la ciudadanía y su gremio, por tratarse de un joven deportista con gran proyección en el boxeo, además como jefe de una familia.
Después de dos operaciones y el esfuerzo de los médicos, se informó que era necesario amputar la pierna; una noticia que dolió a todos sus conocidos y que con gran fortaleza y valentía, digna de admirar, El Botas aceptó, que lo ha convertido en un ejemplo de vida.
A partir de ese momento, directivos, entrenadores, compañeros y aficionados se hicieron presentes, ofreciendo su apoyo, con algunas aportaciones, así como con eventos de zumba, taekwondo y una función de boxeo.
Hidalgo Sport fue el primer medio que entrevistó al boxeador en su casa, frente a su familia, convertida en su principal motivo de subsistencia, para superar las siguientes batallas que vengan.
“Fueron 11 días después del accidente para que me amputaran la pierna, yo prefería mi vida, dije que se haga lo que se tenga que hacer. Después en mi cabeza pasó toda mi vida, deportiva, dije que ya no podría participar; no lo asimilaba; me mandaron psicólogos, a mí y a mi esposa, ella estaba conmigo y recibimos la noticia juntos, todo se derrumbó, pero por ella, aquí estoy de pie”.
Palabras de un valiente, que vimos posteriormente en la función de boxeo, organizada por Daniel Campero, su entrenador que lo vio crecer y principal protector en este difícil momento, ante una extraordinaria respuesta de sus conocidos.
En el evento también estuvo Fátima Baños Pérez, directora del Instituto Hidalguense del Deporte, quien previamente, a través de su personal, le ofreció apoyo; sin embargo, fue en este momento cuando se hizo oficial, primeramente con su acceso al CRIT, para su rehabilitación, y posteriormente al CEAR, para continuar activo.
Una triste historia, real, vivida muy de cerca por todos los que le conocemos, pero donde descubrimos los sentimientos, la mentalidad y el corazón de un campeón, que tiene toda una vida por delante, el gran Botas.

 

Edición Impresa

Criterio Hidalgo

Ver edición impresa

Ver más